martes, 3 de junio de 2014

HIPERTROFIA POR ACUMULACIÓN INSISTENTE o cómo se manipula a la gente, o que se vayan todos

HIPERTROFIA POR ACUMULACIÓN INSISTENTE o cómo se manipula a la gente, o que se vayan todos

Se pueden conocer los valores de una nación por sus anuncios. (Norman Douglas)



Aviso: La Hipertrofia por Acumulación Insistente (HAI) es lo que te hace la publicidad en tu cabeza, querido lector, cuando quieren hacerte comprar algo.

COMPRAR VALORES

"Comprar" para los superdotados del marketing no tiene tanto que ver con el desembolso que hagas, aunque por supuesto, si desembolsas tu plata tanto mejor, porque la manipulación hay que financiarla.

Pero la idea de fondo no es esa. Se trata de que llegues a la aceptación voluntaria o involuntaria (involuntaria es mejor, pero ambas sirven) de que lo que es valioso para ellos es valioso para ti.

El que tengas o no tengas plata es una cuestión adjetiva que no afecta el resultado final.

De hecho, lo que en realidad quieren nuestros amigos marqueteros es influir decisivamente en tu escala de valores.

Ahora bien, ¿para qué quieren influir en ella?

No, no es porque sean buenas personas que desean tu bien por razones altruistas.

Lo que quieren es que consideres valioso lo que aquellos que les emplean y les pagan quieren que consideres valioso. 

CASO DE APLICACIÓN

Cuando desembolsas tus centavos duramente ganados para comprar algo que no necesitas, pero que te han convencido que necesitas, les haces ganar plata a ellos, y además les pagas a los profesionales del marketing que ellos contrataron para que te manipulen. 

Al creerte el cuentazo que ellos te ponen en la TV, radio, periódicos y demás medios de comunicación logran que creas que sus productos y servicios son valiosos y así les compres y hagas que otros les compren.

Negocio redondo. Para ellos, claro está. 

Bueno, si hasta ahora no has entendido, lo que te venden no es productos o servicios, te venden escalas de valores. La compra / venta de cosas es solamente una consecuencia. 

VERGÜENZA ESCONDIDA

Cuando alguien habla claro y lo evidencia, lo niegan en todos los idiomas, porque lo peor que le puede pasar a una empresa de marketing es que la gente piense con su cabeza y tome decisiones sensatas.

Es mucho mejor manejarle las neuronas a la gente trabajando sus necesidades emocionales y pasándole por encima a su voluntad e inclinaciones ético-morales.

LIBERTAD DE EXPRESIÓN

A la libertad de emplear profesionales en psicología social, marketing, economía, sociología y demás ciencias duras y blandas para manipular las necesidades de los consumidores le llaman libertad de expresión.

Le llaman ataque a la libertad de expresión a criticar la manipulación de las gentes por la vía de los medios de comunicación.  

DEFORMACIÓN PROFESIONAL

Sin embargo, las bajas por fuego amigo se producen en ambos lados: Los que están a sueldo se creen el propio cuentazo que le encajan a la indiada.

Muchos superdotados de la investigación de mercados caen en la deformación profesional de creer que lo que la gente cree - o se le hace creer - es la realidad.

Por eso, si les preguntas qué marca de equipo de sonido es la mejor no mirarán las especificaciones técnicas ni consultarán con especialistas calificados en electrónica, sonido y reproducción de éste.

Lo que harán es tomar una encuesta o hacer una docena de focus groups, tabularán los resultados, e "interpretarán" que el equipo de sonido "X" - preferido por los encuestados o participantes -, ese, ese es el mejor.

Y se les acabó ahí la capacidad de interpretar.

Ahora bien, los que no creemos en pajaritos sabemos que lo que miden estas encuestas o focus groups NO es qué equipo de sonido es mejor, sino qué campaña de marketing fue más o menos exitosa en hacerle creer eso a determinados segmentos de específicos mercados objetivos.

MANIPULACIÓN DE IDEAS

Con las ideas es igualito.

Todos los Domingos, amable lector, se publica en los Diarios de la Prensa Parametrada y Concentrada que la aprobación de fulano está así o asá, que su desaprobación está acá o allá, y que por lo tanto su desempeño en el puesto en el que se le puso es errado, malo, equivocado, torcido, desagradable y feo.

O también que es lindo, precioso, maravilloso, extraordinario, perfecto.

Depende quien pague.

HIPERTROFIA: FUEGO AMIGO

Por lo general la gente no suele ser tan idiota como lo suponen los superdotados del marketing.

Por eso, en vez de meter una palabra o imagen e hipertrofiarla por acumulación insistente, lo que hacen es fabricar un repentino y fulminante juicio moral predigerido para que no te lo pienses mucho y te lo creas todo de frente.

Es decir, hacen que te comas toda la yuca.

Entonces te dicen algo así como que "robó ... pero hizo obra, así que vota por él en las municipales y en las nacionales."

El nombre no importa, sino el concepto: "El que roba, hace obra".

En realidad más bien te lo "sugieren". Sería muy vergonzoso tener que admitir que estás a sueldo de la corrupción. Y apoyarla sin sueldo demostraría que además de corrupto eres un imbécil.

De paso nadie te puede decir que favoreces la inmoralidad y la corrupción. Aunque sí lo hacen.

Los que te engañan de ese modo son los mismos que crean antipatía hacia la Política.

El objetivo es que no te metas tú en ella para arreglar las cosas. Así les dejas el campo libre para que roben lo que les venga en gana sin molestos estorbos. Como ya lo hacen.

La situación es perfecta para ellos.

QUE SE VAYAN TODOS 

Sin embargo, los superdotados en cuestión no se han percatado que la repetición constante de los mismos mensajes todo el santo tiempo tiene efectos contraproducentes:

La gente se cansa, se harta, se la cree, y termina diciendo: QUE SE VAYAN TODOS.

Ya ha pasado en algunos lugares y está pasando en varias partes de América Latina y Europa. Los superdotados del Marketing aún no se percatan ni han aprendido la lección.

Pero se enterarán cuando sea tarde. Como siempre.

El que tenga Oídos, que Vea.